¿Es buena idea contratar a prestamistas privados fiables?


En la actualidad, el mercado financiero se ha diversificado tanto que disponemos de muchas opciones a nuestro alcance a la hora de buscar financiación bajo la modalidad de los préstamos personales, entre ellos los prestamistas privados.

Tanto la banca privada como las empresas de capital privado ofrecen una amplia gama de mini préstamos rápidos a los cuales podemos acceder en línea, sin tener que cumplimentar un largo y engorroso papeleo. Asimismo, cada banco o empresa prestamista ofrece condiciones distintas, que vale la pena examinar y analizar exhaustivamente para poder elegir el plan de préstamo personal que más nos convenga, según nuestras posibilidades y necesidades financieras.

Del mismo modo, existen en nuestro país muchos prestamistas particulares privados que ofrecen alternativas a la financiación tradicional. Algunos estaréis leyendo y pensando: “Si hay tantas opciones financieras ofrecidas por la banca privada y por empresas de capital privado, ¿en qué situación se plantea uno contratar un préstamo ante un prestamista particular?” La respuesta es muy simple. En algunas coyunturas, podremos encontrar que la obtención de financiación resulta casi imposible. Especialmente si nuestros datos figuran en los ficheros de morosos como ASNEF o el RAI. De la misma manera, si no disponemos de una nómina o un aval, ni podemos demostrar una fuente de ingresos regular y fiable, se nos cerrarán muchas puertas de financiación. La banca tradicional no solo se negará a conceder préstamos personales a personas en esta situación, sino que también cortará las líneas de crédito que el cliente tenga contratadas. Asimismo, es posible que muchas empresas prestamistas de capital privado también se lo piensen dos veces a la hora de otorgar un préstamo si te encuentras en esta situación.

Es en este tipo de casos en el que los clientes pueden decidir acudir a un prestamista particular. Sin embargo, se trata de una estrategia arriesgada que puede salir muy cara si no vamos con cuidado. A continuación, te explicamos si es buena idea o no contratar préstamos personales a prestamistas particulares.

Préstamos personales con particulares

Desafortunadamente, hay que entender que los préstamos entre particulares suelen ser una opción para personas que se encuentran en una situación financiera precaria o desesperada. Personas que ya han agotado todas sus opciones de financiación pero aún así impera la necesidad de disponer de liquidez de forma urgente. Este es el principal problema que conllevan los préstamos privados. Los prestamistas particulares saben que sus clientes potenciales son económicamente muy vulnerables, y por ello abundan las condiciones y cláusulas abusivas. Por lo tanto, si estás considerando contratar un préstamo personal con un prestamista particular, te aconsejamos de forma vehemente que analices bien las condiciones, ya que las condiciones de algunos préstamos personales pueden estar muy cerca de la usura.

El principal problema de los préstamos ofrecidos por prestamistas particulares es la forma en la que el prestatario responde por el préstamo. En otras palabras, de qué forma se atestigua que la deuda podrá ser saldada en un futuro. En este sentido, muchos préstamos ofrecidos por particulares implican que el prestatario tenga que ofrecer su patrimonio como aval de la deuda. Si no tenemos cuidado, esto puede ser muy peligroso. Por ejemplo, un préstamo privado sin garantía, cuyo pago de intereses se haga cuesta arriba, puede acabar saldándose con un embargo o incluso con la ejecución de la vivienda. Por lo tanto, si estás considerando este tipo de financiación, debes tener mucho ojo para saber de qué prestamista fiarte. Te recomendamos buscar consejo profesional antes de firmar cualquier contrato con un prestamista particular, así como contrastar las condiciones ofrecidas… Ya que como comentamos, los prestamistas privados no son una opción muy fiable actualmente.

Por otra parte, si te encuentras en esta situación, nuestro mejor consejo es que eches un vistazo a los préstamos rápidos y por Internet que ofrecen algunas empresas prestamistas de capital privado. Muchas de ellas no solicitan demasiados requisitos para acceder a este tipo de financiación, y podemos hacerlo, aunque no dispongamos de una nómina o aval, o incluso si nuestros datos figuran en situación de morosidad. En Adelantos tenemos a tu disposición una gran cantidad de préstamos, sin importar si estás en ASNEF y así permitirte tener liquidez para lo que necesites.

¡Echa un vistazo a nuestra web y consigue tu dinero en un solo click!

Este es un sitio seguro
Calle Doctor Esquerdo 105, Madrid, España

ADELANTOS.COM.ES ofrece préstamos personales flexibles a devolver en 120 días con una TAE del 3533% (correspondiente a un interés nominal del 419%). Por ejemplo, para un préstamo de 300€ a pagar en 120 días deberás devolver un total de 600€ en cuatro pagos de 150€, correspondiente a un TAE del 3533%.